Menu
RSS

Industria 4.0 cambiará al sector automotriz en México

  • Escrito por Notimex

web-31-ecoint-BMW-Regensburg

Apenas se logra asomar a la planta de BMW en Regensburg, Alemania, y es posible atestiguar cómo los cambios tecnológicos han ocurrido tan rápido, cuando antes era inimaginable para el ser humano.


Ahí, entre miles de metros cuadrados, los cientos de brazos robóticos trabajan sin parar para realizar las tareas más pesadas, riesgosas y costosas para la fabricación de un automóvil.
Se trata de al menos cuatro mil autómatas, que en conjunto con el trabajo de nueve mil hombres y mujeres, buscan cumplir la meta diaria: armar mil 400 automóviles BMW.
Los procesos automatizados son el punto de partida hacia la Industria 4.0, y México no será ajeno al desarrollo de este rubro, pues la armadora alemana implementará estas tecnologías en su nueva planta de San Luis Potosí, programada para iniciar operaciones en 2019.
La automotriz y Siemens han hecho una alianza estratégica para digitalizar el nuevo complejo industrial, y así elevar la productividad y alcanzar un mayor crecimiento a nivel global, comentó el vicepresidente de Digital Factory, Process Industries and Drives, de Siemens México y Centroamérica, Iván Pelayo.
De acuerdo con Accenture, la llamada cuarta revolución industrial (Industria 4.0) podría incrementar en 20 por ciento la producción global durante los próximos 15 años.
En un recorrido realizado por la planta automotriz de BMW en esta ciudad alemana, el gerente de Comunicación, Denis Kons, comentó que la firma ha logrado automatizar 98 por ciento de los procesos en las áreas de pintura y chasis, al contar con al menos dos mil 300 robots.
El resto del trabajo se lleva a cabo a través de mil 500 personas, entre hombres y mujeres, quienes sólo se dedican a supervisar la función de las máquinas que están activas las 24 horas del día.
Aunque pareciera que los grandes robots han sustituido la mano del hombre, en la división de ensamble todo es distinto porque 5.0 por ciento de las funciones lo efectúan los robots y cuatro mil trabajadores son quienes hacen hasta el más mínimo detalle de los carros.
Durante las actividades de la Hannover Messe, la feria industrial más grande del mundo, Pelayo señaló que con la digitalización de la planta alemana se logró producir más de 330 mil vehículos anuales, con ahorros de entre 15 a 20 por ciento.
De acuerdo con cifras de la propia automotriz, 21.2 por ciento del total de autos ensamblados se queda en Alemania, 13 por ciento se exporta a Estados Unidos y América Latina, 6.3 a Francia, 5.2 a Italia, 4.2 a España, 4.1 a China, 4.1 a Japón y 2.1 por ciento se envía a Canadá.
En el complejo de San Luis Potosí se ensamblará la nueva generación de la Serie 3, la cual será distribuida a nivel mundial, con lo que se prevé se convirtiera en una planta emblemática por utilizar sistemas de automatización industrial.
La alemana BMW tiene previsto alcanzar una producción de 150 mil vehículos al año, luego de iniciar operaciones en estas nuevas instalaciones en México el próximo año.
Se estima que la nueva planta generará unos mil 500 empleos durante el primer año de funcionamiento, aunque este número incrementará conforme transcurra el tiempo.
Con la fusión de la tecnología física y el mundo digital, la entidad potosina será punta lanza en el impulso de la Industria 4.0 para elevar la competitividad y alcanzar una mayor producción.
Cabe destacar que Hannofer Messe es la plataforma de lo mejor de la industria mexicana al mundo y se prevé se generen nuevos acuerdos comerciales porque Siemens México llevó una delegación de 140 empresas nacionales para mostrar la integración tecnológica.