Menu
RSS

IMER

  • Escrito por CARLOS RAMOS PADILLA

SE COMENTA SOLO CON... 
Conozco y bien la vocación de servicio del IMER. Tuve la enorme fortuna de
ser invitado por Don Jorge Medina Viedas (que en paz descanse), para fundar, crear, dirigir y conducir el proyecto noticioso “Antena Radio” a finales del 93. Vivimos procesos intensos desde la radio pública, eventos inéditos como la candidatura de Colosio, el levantamiento armado en Chiapas, el crimen de Luis Donaldo, la explosión de un coche bomba en el estacionamiento subterráneo de Plaza Universidad, las convulsiones políticas de Camacho y Ebrard, el inicio del Tratado de Libre Comercio con Estados Unidos y Cañada, entre otros. La propuesta fue digna y con sumo respeto a la libertad de expresión. La entrega fue absoluta, sin cortapisas, con entrega. Por ello me sorprende ahora el menosprecio del Gobierno Federal a la radio pública. Y nos hacen creer que gracias a amlo, a Moctezuma y a Urzua se salvó a la radiodifusora con suficiente presupuesto. Pero fueron ellos, sí ellos, los que han determinado acabar con la reforma educativa, imponer la austeridad y recortes y permitir la liquidación fuera de la ley de los trabajadores. Han ido corrigiendo sobre las rodillas. Ahí tenemos, el dinero otorgado al sector salud para aliviar la compra de medicinas, las estancias infantiles, la compra de comiones cisterna sin licitación para transportar gasolina ante el desabasto de combustible provocado, el cumplimiento de las condiciones de trump en el asunto migratorio...si se resolvió temporalmente el asunto del IMER es, primero, por ser una decisión torpe y equivocada; dos, por la fuerte presión social y; tras, porque en un gobierno que se dice respetuoso no se puede estar atentando contra la libertad de expresión y el derecho a estar informado. Por qué mejor no nos explican cómo es que personajes como John Ackerman reciben salarios suntuosos en la televisión pública que por cierto está cerrando la posibilidad de nuevos proyectos ante la advertencia de que “no hay dinero”. Por qué no explican como a trabajadores de TVEducativa les han retenido por meses sus salarios?. Por qué esa disparidad protegiendo a personajes con relación familiar con la Secretaria de la Función Pública pero despojando de su empleo a trabajadores que día a día se la juegan por dar valor a su responsabilidad. Son colegas que en principio están sirviendo a la nación, no es una empresa privada con intereses económicos. Presentan una mística de resultados distinta, saben que reciben dinero de los impuestos de todos. Y preocupa que sea el gobierno el que permita su deterioro y su predestinada desaparición. No vaya a ocurrir que el próximo primero de julio, en el zócalo, antes del “bailongo”, escuchemos al mandatario asegurar que gracias a su intervención el IMER flota, !sería el colmo¡.