Menu
RSS

Exigen Ciudadanos Uniformados ser escuchados por la autoridad.

  • Escrito por www.elpuntocritico.com

web-1-polis

Acabar con la corrupción, impunidad y mandos coludidos, es tarea de todos.  Como todos sabemos la lucha es difícil dura pero si no lo hacemos ¿quien alza la voz?

Debemos tener confianza en nosotros mismos, no podemos permitir que nos sigan pisoteando. 

Ya se acabaron los agachones, la verdadera policía, judicial, federal, estatal, municipal y militar, está presente con vocación honestidad valor lealtad y con el pueblo de México. Queremos demostrarles que se equivoco PGR con nosotros. Somos valiosos merecemos una oportunidad y con hechos lo demostraremos. 

Exigimos respeto, dignidad y que nos escuchen.

Ya basta de reformas en seguridad sin escuchar a los verdaderos conocedores de la misma seguridad pública, ósea sus policías , militares, marinos , ministerios públicos y peritos.

 Basta de controles de confianza viciados y utilizados por mandos corruptos para separar de su cargo a buenos elementos. 

Ya señores procuradores, titulares de secretarias de seguridad pública, de fiscalías generales estales, presidentes municipales y demás servidores públicos al frente de las instituciones de seguridad pública y guardias penitenciarios.

Le exigimos al Señor Presidente de la República y al Congreso de la Unión: cero impunidad, cero secuestros, cero corrupción, profesionalización, un servicio civil de carrera , mandos emanados de las instituciones a las que pertenecemos, respeto a la Ley, Justicia, salarios dignos, horarios dignos.

Aquellos elementos que se les acredite corrupción; a la calle o a la cárcel.

Políticas públicas de seguridad correctas, con principios  para que realmente se aplique la ley y exista justicia, urge  la creación del Instituto Nacional de capacitación, evaluación, profesionalización y certificación de todos los ministerios públicos, peritos y policías de México encabezado el mismo por universidades públicas y privadas de todo el país.

Ya no queremos mandos inútiles y déspotas, queremos servidores públicos de carrera que apliquen y cumplan la ley con justicia.

Que no sean las instituciones públicas cotos de poder y patrimonio personal o de grupos de políticos ineptos y corruptos.

La seguridad es un mandato constitucional, necesidad del estado y la nación para generar bienestar y garantizar los derechos de todos los mexicanos. ¡No es un negocio!

Se acabo señores, ¡ahora o nunca!, o lo hacemos o seguimos en la obscuridad. Ya es hora de despertar, somos lo que necesita nuestra sociedad. Nuestra patria nos anhela.

Exijamos que nos escuchen.

Somos parte de la solución, tenemos la capacidad de resolver el problema de la seguridad pública. 

¡tenemos propuestas!

A la autoridad les decimos; ¡Escúchenos señores,

es por el bien de México!