Menu
RSS

Derechos Humanos local busca encuentro con Sheinbaum ante transición

  • Escrito por Notimex

web-44-CDH-CDMX

La presidenta de la Comisión de Derechos Humanos de la Ciudad de México, Nashieli Ramírez, informó que buscará entablar comunicación con la virtual

candidata electa a la Jefatura de Gobierno, Claudia Sheinbaum, de cara al proceso de transición de gobierno en la capital del país.

"El día de hoy vamos a comunicarnos con la candidata electa a la Jefatura de Gobierno, naturalmente nosotros formamos parte de esta transición en la Ciudad de México", comentó.

En rueda de prensa, dijo que la comisión en esta ciudad forma parte del Estado mexicano, por lo que "vamos a buscar los contactos y el trabajo coordinado una vez que se den a conocer las cifras finales de la contienda electoral local", con el fin de garantizar los derechos humanos de los habitantes de la ciudad.

Ramírez Hernández hizo hincapié en que el organismo es una institución que no solo se dedica a emitir recomendaciones. “Somos una institución en la lógica de crear Estados fuertes. En términos de la garantía de derechos, somos coadyuvantes y, desde mi punto de vista, somos un factor de gobernanza", abundó.

Antes, en la sede de la CDHDF, reconoció la trayectoria de Helen Mack, así como su trabajo y aportes en la lucha contra la impunidad, la defensa y garantía de los derechos humanos en Guatemala y Mesoamérica.

La activista y defensora de derechos humanos en Guatemala, reconocida por su trayectoria y su trabajo en la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG), participó como observadora de la jornada electoral del 1 de julio.

Mack, quien dictó una Conferencia Magistral, destacó que el ejercicio del voto es sólo una expresión de la democracia, mientras que los derechos humanos son una forma de vida, que debe servir de ruta para atender el reclamo ciudadano contra la corrupción y la violencia en un necesario proceso de paz.

Resaltó que en el proceso de paz, así como en el trabajo de la comisión, se debe evitar la interferencia del Poder Ejecutivo, pero aceptar la observación permanente de la sociedad civil organizada para el cumplimiento de los estándares internacionales.