Menu
RSS

Debe garantizar Estado integridad, seguridad y vida de las mujeres y las niñas

  • Escrito por Redacción El Punto Crítico

web-21-violencia-genero

• En un gobierno democrático y progresista no puede haber discriminación
• Se asume como problema de Estado la prevención, atención, sanción y erradicación de la violencia de género
• Se trata de medidas emergentes para atender la violencia feminicida: Inmujeres
• Nunca se dijo que dejaríamos sin protección a mujeres; se mantienen refugios desde el Estado
Además de los Programas de Bienestar dirigidos a la población vulnerada por la desigualdad y la pobreza, el Gobierno de México cuenta con un plan específico para la protección de las mujeres y las niñas mexicanas que contempla una serie de acciones dirigidas a garantizarles una vida libre de violencia en cumplimiento con la Constitución y con los tratados internacionales firmados por México en la materia.
Así lo dio a conocer el presidente Andrés Manuel López Obrador en diálogo con medios de comunicación, al presentar el Plan Emergente para garantizar la Integridad, la Seguridad y la Vida de las Mujeres y las Niñas en México, donde recordó que “todo lo que hacemos es pensando en hombres y mujeres, todos los Programas de Bienestar, todas las acciones del gobierno”.
No obstante, subrayó que “hay programas especiales de apoyo y de protección a las mujeres”, porque “en un gobierno democrático, progresista no puede haber discriminación”.
Como titulares de las dependencias responsables de la instrumentación del Plan Emergente, la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, y la presidenta del Instituto Nacional de las Mujeres (Inmujeres), Nadine Flora Gasman Zylbermann, destacaron que el Gobierno de México asume como un problema de Estado la prevención, atención, sanción y erradicación de la violencia contra las mujeres y las niñas. Tal responsabilidad será colocada en el máximo nivel de decisión.
Asimismo, el Estado asume como deber jurídico la rectoría de la política pública para garantizar la integridad, la seguridad y la vida de las mujeres y las niñas y trabajará dentro de las competencias respectivas y en coordinación entre los tres órdenes de gobierno.
Sánchez Cordero señaló que “además de la política interior, la política en materia de seguridad y justicia también debe de tener una mirada y un rostro de mujer, pues sólo incorporando esta visión podremos entender lo que necesita más de la mitad de la población de nuestro país”.
Por su parte, Nadine Gasman informó que “las acciones que hoy se presentan, se enmarcan, por un lado, en la situación de emergencia que vive nuestro país en materia de seguridad, donde las mujeres y las niñas se encuentran en una situación de extrema vulnerabilidad; y en el compromiso del gobierno con cambiar esta situación.
“Estas acciones no sustituyen las obligaciones legales que tenemos en materia de violencia contra las mujeres las diferentes dependencias del gobierno, son medidas emergentes para atender la violencia feminicida.”
El Plan Emergente abarca acciones organizadas desde los rubros de prevención, justicia, atención, Alerta de Violencia de Género contra las Mujeres (AVGM), reformas legislativas y rendición de cuentas.
Nunca se dijo que dejaríamos sin protección a mujeres; se mantienen refugios desde el Estado
En este marco, el presidente López Obrador aclaró que el Estado continuará brindando protección a las mujeres y niñas víctimas de violencia:
“Se mantienen los refugios para las mujeres. Nunca se dijo que se iba a dejar sin protección a las mujeres. Esto lo inventaron y le dieron vuelo los que no quieren que se termine con el mecanismo que existía de repartir el dinero del presupuesto a distintas organizaciones. Que es muy diferente a dejar sin apoyo a las mujeres. Es totalmente distinto. Ni a los niños, ni a los ancianos.”
“En el caso de los refugios, cuando pedí el informe me dieron a conocer que el DIF transfiere alrededor de 300 millones de pesos para estos refugios. Desde luego que no hay ningún problema, lo que queremos que es el Estado se ocupe de la protección a las mujeres, de la función social que debe cumplir y que también haya seguimiento, evaluación. ¿En qué quedamos entonces?, ¿nada más vamos a evaluar a los maestros?, porque eso sí les gusta a los conservadores. Que se evalúe a los maestros.”