Menu
RSS

El centro médico ABC hace recomendaciones para atender La depresión invernal

  • Escrito por www.elpuntocritico.com

salud-Depresion-invernalWEB

Ciudad de México, a 5 de enero de 2017.- La depresión invernal o el desorden afectivo temporal, como se llama clínicamente, es un padecimiento con causas biológicas, genéticas, emocionales y sociales que se presentan en los meses de invierno. Es el

principal motivo mundial de incapacidad y contribuye de forma importante a la carga general de morbilidad . La depresión provoca que las personas que la padecen tengan falta de autoestima, no encuentren el sentido de la vida y no vean un futuro mejor.
Las últimas cifras de la Organización Mundial de la Salud plantean que más de 300 millones de personas viven con depresión. Este padecimiento se desarrolla cuando se alteran los niveles de algunos neurotransmisores, como la serotonina, la dopamina y la melatonina, por factores ambientales o sociales. Se pueden ver los primeros síntomas cuando los pacientes tienen mucho más sueño, pasan más tiempo en la cama o con un efecto de desgane.
De acuerdo con el Dr. David Szydlo, Jefe de psiquiatría del Centro Médico ABC, “en temporada invernal y festivo el consumo excesivo de comida o de alcohol provoca depresión por el exceso de la ingesta. Hace que el paciente se sienta mal con su peso o con las resacas. También, las personas se predisponen a deprimirse por sentir nostalgia o por duelos no resueltos, como la pérdida de un ser querido, terminar una relación amorosa o problemas económicos y laborales.”
Entre las principales consecuencias están: ausentismo laboral que puede llevar a la pérdida de empleo; el consumo de sustancias como el alcohol, el tabaco o sustancias ilícitas por buscar un momento de bienestar que solo agudizan la enfermedad.
“Es recomendable que aquellas personas que pasan por estos síntomas, consulten a un especialista, para llevar de mejor manera su estado emocional,” resaltó el Dr. Szydlo. “También es importante aumentar la cantidad de luz en las habitaciones, tener una buena alimentación, hacer ejercicio para activar las endorfinas (hormonas de la felicidad), dormir bien, ir a terapia con un especialista en psicología o psiquiatría y apoyarse en familiares que les ayuden a salir de esta situación”, concluyó.