Menu
RSS

Picotazo político 5 de noviembre 2018

  • Escrito por Super User

picotazo politico

Será el sereno, pero lo que diga el ingeniero Cárdenas tiene peso y sustancia... y lo demuestra en una entrevista con el Sol de México, su voz,

necesaria para los contrapesos, no deja de ser fuente de consulta cuando la neblina de la crisis comienza a aparecer en el horizonte, hay que leer la entrevista que se publica hoy. Y hay que guardarla, pues la brújula de los conceptos sirve para tratar de entender lo raro del ambiente. Tema obligado: la consulta, el ingeniero Cárdenas fija posición, "la consulta no les quita responsabilidad"...esto es, y como lo señala, "independientemente de cómo se haya tomado, la responsabilidad está en el nuevo gobierno, y las consecuencias las tendrán que asumir ellos, para bien o para mal" y aquí es donde todo se torna complicado, pues la decisión ha generado que músculos delicados del cuerpo económico y financiero reaccionen de forma preocupante, una franja de reflejos que no puede ser desechada por el siguiente gobierno, y que si bien se pueden generar respuestas de control; se percibe una mayor intranquilidad ante la falta de respuestas por parte de la siguiente administración...

Ese vacío que se generó después del anuncio ofrecido por Andrés Manuel ha sido ocupado por diversas voces, concentradas en las compañías calificadoras, tanto locales como nacionales, estas si poniendo banderillas de advertencia sobre lo poco serio del siguiente gobierno.

Hasta el momento solo se han tratado de meros panfletos, focos amarillos, pero que no han tenido una mayor repercusión en el peso frente al dólar o alguna corriente histérica en las bolsas, más bien, todo se ha resumido en miradas de desconfianza, lo que no debe provocar a que el equipo del próximo presidente o el futuro mandatario mismo se guarden en cuanto al posicionamiento de lo que será el lanzamiento del aeropuerto en Santa Lucia... generar certidumbre en medio de las dudas les caería muy bien, les haría parecer distintos a los que aun están, los cuales se ganaron el título de autistas en materia de comunicación.

El ingeniero Cárdenas no está mintiendo, ni refiere a algo que no se sepa, solo que es distinto que él lo diga, y su palabra deberá ser escuchada en los que están por llegar, y aunque Cárdenas respalda el espíritu democrático de la consulta, no suelta la palanca de emergencia ante lo que comienza a pintar como un duelo de desconfianzas entre los del dinero y el siguiente gobierno, y lo diremos una vez más, el presidente electo no se puede pelear con los hombres del dinero, la batalla no la pagaría su gobierno, sino los ciudadanos, los de a pie, pues los generadores de empleos, los inversionistas, los grandes negociadores no van a dudar en poner a salvo sus pesos y dólares, sean en cualquier país que no se llame México...

Y el ingeniero Cuauhtémoc Cárdenas cierra con una reflexión muy necesaria, señala que el gobierno entrante debe aceptar la crítica real, y en caso necesario, rectificar. Un ingrediente que se antoja muy difícil de conseguir, el de la rectificación. El ingeniero Cárdenas salva la tarde de una izquierda que cada vez se entiende menos y que habrá de detenerse a reflexionar sobre los peligros que conlleva poseer el control absoluto de todo. Un agujero negro que podría tragarse todo, tal y como lo advierte el ingeniero Cárdenas.