Menu
RSS

Residuos sólidos de municipios, un problema

  • Escrito por Edmundo Olivares Alcalá

20130416-residuos

Edmundo Olivares Alcalá

Gobiernos estatales, UNAM y Conacyt, realizan proyecto para el tratamiento

En nuestro país, se producen alrededor de 40 millones de toneladas de residuos al año, de las cuales 35.3 millones son sólidos municipales. De la totalidad, poco más de la mitad son orgánicos.

Los gobiernos del Estado de México, Morelos y del Distrito Federal; el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología ( Conacyt), a través de los Fondos Institucionales de Fomento Regional para el Desarrollo, y la UNAM, realizan un proyecto de investigación para el tratamiento de residuos sólidos orgánicos municipales en dichas entidades.

Ante el reto ambiental, social y económico que implica la generación de residuos sólidos municipales en México, que consumen casi la tercera parte de los recursos invertidos por el sector público para abatir y controlar la contaminación, es necesario modernizar y volver sustentable su gestión.

El proyecto lo encabeza la Coordinación de la Investigación Científica y participan la Facultad de Química (FQ), el Programa Universitario de Medio Ambiente (PUMA) y los institutos de Ingeniería (II) e Investigaciones Sociales (IIS), en un esfuerzo multidisciplinario para resolver una problemática concreta, a través de la aplicación de conocimientos científicos y la puesta en marcha de mecanismos de colaboración entre los ámbitos académico y gubernamental.

Se busca escalar y validar, en una planta piloto, un sistema de tratamiento de los residuos producidos en la Zona Metropolitana de la Ciudad de México y las áreas conurbadas de Cuernavaca y del Valle de Toluca, para establecer procesos eficientes y oportunidades económicas para la comercialización de los subproductos derivados.

La investigación, de aplicación práctica inmediata, busca emplear la digestión anaerobia (proceso biológico en el cual la materia orgánica en ausencia de oxígeno, y mediante la acción de un grupo de bacterias específicas, se descompone en biogás) para producir energía térmica de uso doméstico o electricidad.

Como parte de dicha investigación, se realizó el Simposio Internacional sobre Digestión Anaerobia de Residuos Sólidos Orgánicos Municipales (RSOM), para facilitar el acercamiento entre académicos, científicos, empresas especializadas nacionales y extranjeras, así como agencias de los gobiernos de Morelos, Estado de México y Distrito Federal, que permita encontrar soluciones para la gestión de este tipo de residuos en las principales ciudades del centro de nuestro territorio, con perspectivas de extender sus beneficios hacia otras regiones del país.

Más tecnología

Durante su desarrollo, los expertos coincidieron en la necesidad de introducir tecnologías más avanzadas que permitan la valorización de productos derivados del reciclaje.

Adalberto Noyola Robles, director del II señaló que la digestión anaerobia es una tecnología fundamental para la transformación de desechos orgánicos en recursos aprovechables, que ofrece grandes ventajas al generar energía con menor impacto ambiental, debido a la baja emisión de gases de efecto invernadero (GEI) si existe un manejo adecuado del biogás que se produce.

Aunque falta camino por recorrer para que esta opción sea aceptada en forma generalizada, las políticas de mitigación de GEI pueden favorecer su aceptación.

Para Héctor Castillo Berthier, del IIS, es vital la separación adecuada de residuos, pues al mezclarlos su valor disminuye de 25 a 75 por ciento, para ser aprovechados en las plantas de separación.

Además, en muchos casos en nuestro país subsiste la recolección indiscriminada de los industriales y hospitalarios junto con los municipales, por lo que se requiere mayor control y seguimiento adecuados.