Hasta ahora hay 7 muertos y una cuenta con más de 300 enfermos en diferentes hospitales de la localidad. Al parecer las víctimas bebieron una mezcla con un alto contenido de metano, un alcohol utilizado en líquidos anticongelantes y combustibles, el cuál se encontraba mezclado con bebidas energéticas. Los doctores creen que los jóvenes consumieron alguna especie de alcohol “hecho en casa”. 

Se debe mencionar que el alcohol es un líquido prohibido en Iran y el beberlo esta penado con azotes e incluso con la muerte. Aún a pesar de las consecuencias muchos jóvenes iraníes crean sus propios alcoholes en casa o los compran en mercados negros por altos precios. Por el momento no esta claro si la ley castigará a todos los enfermos.

Follow Us on Social

Most Read