Purificación Carpinteyro

Poderes fácticos empantanan y ponen en riesgo la reforma en telecomunicaciones al ejercer su poder y presión a legisladores para modificar y hacer reservas al dictamen aprobado la semana pasada alertó la diputada del PRD Purificación Carpinteyro Calderón, al acusar al PRI de pretender beneficiar a una empresa televisiva, con lo que el punto más álgido en la negociación se refiere a la exclusión de SKY o de operadoras de satélite de la obligación de retransmitir gratuitamente los canales abiertos de televisión, lo cual “no garantiza la competencia en televisión”, afirmó.


Al proseguir los jaloneos, se acordó que el dictamen ya no se discutiera ayer, sino este jueves, a fin de consensar el mayor número de reservas posible coincidieron el PRD y el PAN, sin embargo, se abrió la posibilidad de que se vaya hasta después de Semana Santa, y pueda haber “una sorpresa primaveral” estimó el priista Héctor Gutiérrez de la Garza, ya que después de la primera lectura se tienen diez días hábiles para poder aprobarla, refirió en conferencia.
Arturo Escobar y Vega, líder cameral del  PVEM, aseguró que las televisoras no meten la mano, y lo que tiene “un tanto detenido” el proceso es una “redacción técnica”, confió en que este jueves se discuta en el pleno de San Lázaro y se apruebe.
El vicecoordinador del PRD, Miguel Alonso Raya, indicó que el atorón está en las facultades del Instituto Federal de Telecomunicaciones, y en el “must carry” y  “must offer”, relativas al cobro de las señales de canales abiertos que se hace en televisión de paga, tanto al consumidor como a los concesionarios.
“Sí sorprende un poco la reserva –del PRI,  para que las operadoras de satélite si cobren el servicio-, porque pensábamos que todos estábamos de acuerdo en la cuestión de que el “must carry” y el “must offer” fuera parejo para todos, todos tuvieran la obligación de transmitir la señal abierta con una disminución del costo, o que no le cobren las señales de televisión abierta en los paquetes a los usuarios”, tanto vía satélite como cable.
La perredista Carpinteyro Calderón advirtió una franca amenaza por parte del PRI de no discutir esta reforma; exhiben dijo, obscuros intereses para tratar de proteger a una televisora y no los intereses de los mexicanos.
Alertó: “Entre más tiempo se le dé a los poderes fácticos de ejercer su poder y su presión para modificar y hacer reservas a la iniciativa, más difícil va a ser que se apruebe. El haber abierto a la posibilidad de modificación esta iniciativa que presentó el Ejecutivo junto con los tres coordinadores de las principales fuerzas políticas ha provocado que hoy estén cuestionando aspectos fundamentales para garantizar la competencia en televisión”.
Entre más tiempo se aplace la discusión, más oportunidades tendrá la televisora para seguir “metiendo presión en los legisladores, que obviamente no querrán verse perjudicados, especialmente si tienen interés en proponerse como candidatos a gobernadores en diferentes estados”, precisó la perredista, especialista en telecomunicaciones.
El priista Gutiérrez de la Garza rechazó la acusación, y dijo que es total y absolutamente falsa, y aclaro que se busca evitar vacíos en la ley que permitan un fraude por parte de los concesionarios, rechazó también que la reforma en telecomunicaciones pueda descarrilarse.

Ni Teledirigida; Ni Radiodirigida: PAN

Luis Alberto Villarreal García, líder parlamentario del PAN, afirmó que hay una mesa de trabajo por algunas dudas normales, aclaró que la reforma “no tiene nombre y apellido”, y no está dirigida a favorecer o perjudicar a nadie, “no está teledirigida, ni radiodirigida y telefónicamente dedicada, garantizó en entrevista al inicio de la sesión en San Lázaro.
Para disipar el ambiente, el presidente de la Comisión de Puntos Constitucionales, el perredista Julio César Moreno Rivera informó en un boletín que “mañana –jueves-, se discute una reforma histórica para el cambio del país en el sector de las telecomunicaciones; no queremos que se altere la decisión de los legisladores”.
Reconoció que esta reforma “toca muchos intereses, por ello las bancadas continúan con reuniones para consensuar el mayor número de reservas” y se pueda llegar hoy a la discusión del dictamen con los mejores acuerdos, “y no se permitan errores de proceso parlamentario que modifiquen la redacción de lo que se aprueba por la mayoría de los diputados en el pleno”, aseguró.
Por su parte, Silvano Aureoles Conejo, coordinador del PRD dijo, que sería un mal mensaje que la reforma se intente retrasar y no se apruebe este jueves, y se vaya más allá de Semana Santa. Aseguró que la bancada está lista para debatir el dictamen de inmediato, “deben respetarse los tiempos”.
Cabe recordar que el dictamen fue aprobado sin modificaciones, como fue enviado por el Ejecutivo y avalado por cuatro partidos políticos, en la Comisión de Puntos Constitucionales, con 29 votos a favor, cero en contra y una abstención, con la intención de que las reservas se discutieran en el pleno.

Luz María Alonso Sánchez/This email address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it.

Follow Us on Social

Most Read