La seleccionada nacional de softbol femenino, Stefanía Aradillas Alanís, consideró que el campamento que tuvo el

 conjunto nacional en Japón fue productivo y cumplió con los parámetros para llegar con nivel a los Juegos Olímpicos Tokio 2020.


“Fue el primer reencuentro después de haber clasificado a Juegos Olímpicos. Volver a jugar juntas, entrenar, obviamente con el objetivo de seguir con las mejorías en el equipo”, dijo.


Señaló que se tuvieron algunos encuentros con equipos de Japón, en donde el softbol goza de buen nivel desde los colegiales hasta los conjuntos que están en la liga interna.


“Siento que este campamento fue positivo. Aprender de las mejores del mundo, que es Japón, nos dio experiencia positiva. Ahora que ya estamos en camino a Juegos Olímpicos tener estos campamentos ayudan en todo”, afirmó.


El combinado nacional se concentró en la ciudad de Onomichi y en la prefectura de Hiroshima del 3 al 25 de este mes y las 17 jugadoras y seis técnicos pudieron trabajar aspectos tácticos como técnicos.


Mencionó que los japoneses ya han comenzado a vivir los Juegos Olímpicos porque en varios lugares, como el aeropuerto, ya tienen el logotipo y las figuras de las mascotas en carteles.


Abundó que cada una de las integrantes está comprometida para llegar en buena forma al torneo olímpico, ya que la euforia de haber calificado quedó atrás y se debe pensar en el futuro para hacer una buena competencia.


“Se adquiere un poco más la responsabilidad de representar a México, somos el primer equipo de México en participar en Tokio 2020, seremos las mexicanas que abran estos Juegos Olímpicos, porque se inicia dos días antes de la inauguración del evento”, señaló.


El formato de juego será todos contra todos y avanzan los primeros cuatro lugares. El primero y segundo se enfrentan por las medallas de oro y plata y el tercero y cuarto lugar pelean por el bronce.


Además de México, los clasificados son Estados Unidos, Australia, Italia, Canadá y desde luego Japón, por ser sede.

Follow Us on Social

Most Read