Estados Unidos, es la de los latinos y afroamericanos. Solo en Nueva York, el 34% de los fallecidos por la pandemia son hispanos, a pesar de que solo representan el 29% de la población neoyorquina.

Detrás de estas cifras hay varios motivos, y desgraciadamente no es por una cuestión fisiológica. La comunidad latina es la que más se expone en esta pandemia: son ellos quienes ocupan puestos en primera línea de batalla y realizan trabajos esenciales que permaneces abiertos.

La mayoría de los trabajos que realiza la comunidad latina en este país no pueden realizarse de manera virtual.

Dentro de la comunidad hispana hay un grupo aún más vulnerable, y son los 11 millones de inmigrantes indocumentados que viven en este país. Cuentan con trabajos poco estables y no suelen disponer de seguro médico.

Enfermar no es una opción para ellos: si enferman, nunca acudirán a un hospital por miedo a ser detenidos. Y es que el Covid 19 ha sacado a la luz las diferencias sociales que existen en este país, porque a pesar de que el coronavirus no hace distinciones a la hora de contagiar, no todo el mundo es igual cuando de asumir los riesgos se trata.

Follow Us on Social

Most Read