hasta el próximo 12 de junio el plazo para convenir un acuerdo con los acreedores privados, con quienes actualmente negocia la reestructuración de una parte de la deuda externa valorada en unos 66.300 millones de dólares.

El Ministerio de Economía informó, a través de un comunicado, que "extendió por un período adicional el vencimiento de la invitación que hizo a los tenedores de ciertos bonos elegibles", en referencia a la oferta inicial de canje de deuda que el Gobierno presentó el pasado 21 de abril.

El 2 de junio vence el plazo oficial para que el Ejecutivo del presidente Alberto Fernández y los bonistas alcanzaran un acuerdo para reestructurar compromisos por 66.239 millones de dólares, dentro de los cuales se incluyen unos "Bonos Globales" por 503 millones de dólares que el Gobierno no canceló el pasado 22 de mayo entrando técnicamente en moratoria de pagos.

De acuerdo con la comunicación oficial, el nuevo plazo tendrá vigencia hasta las 17:00 hora de Nueva York (Estados Unidos), que corresponden a las 18:00 hora argentina (21:00 GMT), no obstante, agrega la posibilidad de que "se extienda por un período adicional o que se finalice en forma anticipada".

"La fecha de anuncio de resultados será el 15 de junio de 2020 o lo antes posible de allí en adelante, y la fecha de ejecución, la fecha de entrada en vigencia y la fecha de liquidación será el 18 de junio de 2020 o lo antes posible de allí en adelante", reflejó el comunicado.

El Ministerio de Economía reiteró que desde la última prórroga (del 22 de mayo al 2 de junio) Argentina "se dedicó proactivamente a mantener conversaciones con distintos grupos de inversores, adelantó posibles ajustes a la invitación (oferta inicial de canje) y recibió comentarios de inversores, así como también otras sugerencias sobre diferentes caminos para mejorar el valor de recupero".

Asimismo, se refirió al pronunciamiento emitido hoy por el Fondo Monetario Internacional (FMI), organismo que expresó que la propuesta que el Gobierno presentó a los acreedores es "consistente".

"En vista de la Declaración Técnica del Personal del FMI del 1 de junio de 2020, la República se encuentra evaluando la posibilidad de introducir ajustes adicionales a la invitación con el objetivo de maximizar el apoyo de los inversores, sin dejar de preservar al mismo tiempo sus objetivos de sostenibilidad de la deuda", reflejó el comunicado.

La propuesta inicial de reestructuración que el Gobierno presentó a los bonistas contempla una quita de capital de 5,4%, reducción de intereses de 62% y un período de gracia de tres años. El canje implicaría la emisión de unos 12 nuevos títulos.

Hasta el momento, los tres más grandes grupos de acreedores han rechazado la oferta, aunque recientemente el ministro de Economía argentino, Martín Guzmán, destacó un "acercamiento" con los principales fondos de inversión, entre los que figura BlackRock como uno de los que concentra mayor cantidad de títulos.

"Argentina y sus asesores pretenden aprovechar esta extensión para continuar con las discusiones y permitirles a los inversores continuar contribuyendo con una reestructuración de deuda exitosa", añade el comunicado de la cartera oficial.

Follow Us on Social

Most Read