MEXICO, 18 de noviembre 2021.- La inflación de México se está convirtiendo en un “problema bastante grave”, en tanto que ha

alcanzado niveles no vistos en las últimas dos décadas, de acuerdo con el subgobernador del Banco Central, Jonathan Heath.
Es muy probable que la inflación anual se acelere por encima del 7% este mes para terminar el año entre 7,1% y 7,3%, dijo este jueves Heath en una conferencia, expresando mayor alarma sobre los aumentos de precios que la mayoría de los miembros de la junta del banco central. El subgobernador agregó que la combinación de choques de oferta y demanda, incluida la escasez de semiconductores, explica el aumento en los precios.

Banxico, como se conoce al banco central, prevé que los precios al consumidor suban un 6,8% este año, más del doble de su objetivo de 3%. La semana pasada, la institución elevó los costos de endeudamiento en un cuarto de punto a 5%, absteniéndose de acelerar el ritmo del ajuste monetario como lo han hecho otras naciones latinoamericanas.

El gobernador, Alejandro Díaz de León, dijo que es posible que México no esté aumentando las tasas tan rápido como sus pares regionales porque no recortó tanto durante la pandemia, lo que significa que su tasa clave sigue siendo más alta que en la mayor parte de la región.

Sin embargo, los pronósticos de Heath sugieren que podría estar volviéndose más restrictivo, lo que cambiaría potencialmente el equilibrio de poder en Banxico. Hasta ahora, todos los miembros de la junta que votaron por los aumentos acordaron mantener el ritmo de un cuarto de punto en las últimas cuatro reuniones.

Heath dijo que la inflación subyacente, que excluye la energía volátil y los alimentos, alcanzará el 5,7% en noviembre y el 5,9% en febrero del próximo año.

 

Follow Us on Social

Most Read