México, 22 de septiembre 2022.- El aumento de la inflación no cesó durante la primera mitad de septiembre y superó las expectativas de los especialistas.

De acuerdo con datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), este fenómeno estuvo impulsado principalmente por los cambios en los precios de los alimentos.

La inflación general anual se ubicó en 8.76%, manteniéndose como la tasa más elevada desde la segunda quincena de diciembre del año 2000, cuando llegó a 8.87 por ciento.

Según el Inegi, los alimentos procesados tuvieron un incremento anual de 13.27% en la primera mitad de septiembre respecto al mismo periodo del año anterior.

En el caso de las frutas y las verduras, el alza fue de 14.68 por ciento.

Entre las que se encarecieron más destacan la cebolla (87.26%), el tomate verde (54.91%), la lechuga y la col (15.79%), los chiles frescos (14.13%), el melón (13.13%) y la papaya (10.24%), entre otras.

El titular de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco), Ricardo Sheffield, aseguró que la administración del Presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) logró acuerdos con los empresarios del sector alimentos para que los 24 productos de la canasta básica, incluidos en el Paquete Contra la Inflación y la Carestía (PACIC), no continúen con ese comportamiento que afecta a las familias.

“Estamos buscando que por lo menos no suban, pero algunos productos tienen condiciones de bajar, porque hubo un aumento grande. Por ejemplo, el trigo va bajando de precio, igual el maíz amarillo. Eso debe verse reflejado pronto... Hay una gran esperanza de trabajar en equipo para bajar la inflación, que es un problema mundial”, afirmó.
El funcionario explicó que la elevación en el costo de la cebolla se debe a que “alguien la está acaparando”.

Follow Us on Social

Most Read