Susana Alexander es un ejemplo de la reinvención, precursora de los televiteatros, formato de televisión usado en la década de los 60 

que tenía por objetivo llevar adaptaciones de los clásicos de la literatura y obras de teatro a las pantallas de los televidentes.
A lo largo de sus 70 años de carrera ha formado parte de la historia de la televisión, también del cine, y en el teatro cuenta con más de 100 puestas en escena, y ahora, en este esquema generado por la pandemia, y la reinserción a través de la “nueva normalidad del entretenimiento” apostó por el streaming, con espectáculos totalmente nuevos para seguir sorprendiendo a su público.
"Viaje al corazón de las palabras", "Las dos alegres consuegras", "Aquí estoy amor", "Bendita menopausia", "Madre sólo hay uno y como yo ninguna", "Las mujeres no tenemos llenadero" y "La noche de Romeo", son algunos de los espectáculos digitales en los que más de 10 mil personas en distintas latitudes han disfrutado del talento de la actriz desde la comodidad de sus hogares, refrendando así su corona como "La Reina del streaming"
Y justo en estos días celebra la primera actriz un año de incursionar de manera exitosa en el formato del streaming, y para festejarlo doña Susana, acompañada de la también actriz Silvia Káter, repondrá el espectáculo digital “Las dos alegres consuegras”.
Este proyecto surge luego de que Doña Susana Alexander durante un viaje a Yucatán, se reencuentra con su amiga Silvia Káter (actriz y promotora cultural, originaria de Argentina y mexicana por naturalización). En una tarde calurosa en la península, crearon, urdieron, confabularon, se divirtieron con mil y una anécdotas poniéndolas en papel, mezclándolas con un poco de ficción y comedia, para crear una historia donde “La tercera edad saca chispas”, así lo definen ellas.
Esta historia relata la relación de Sarita, interpretada por Susana Alexander. Quien se auto-invita a tomar un café, a casa de su consuegra Rosita (Silvia Káter).
Lo que parece ser una reunión un poco forzada y áspera, que comienza por el reclamo de unos topers, ya que su hija le toma los recipientes a doña Sarita para llevarle los alimentos a Narciso, hijo de Rosita y ésta en lugar de regresarlos los tira a la basura, lo cual pone fúrica a Sarita y por eso decide hacerle esa visita inesperada a su consuegra para reclamarle sutilmente sobre sus envases.
La diversión inicia cuando esa reunión se transforma al calor, primero, de unos carajillos, luego de unos whiskies y de paso el “xtabentún” (licor de origen maya, que se produce en el estado de Yucatán) en una tarde deliciosa, en la que, ese par de mujeres terminan borrachas confesándose de manera divertida anécdotas muy subidas de tono, como los más de 50 amoríos de Sarita (Susana Alexander) o los 9 divorcios de Rosita (Silvia Káter). Así como también, uno que otro pecadillo, y al final, aquella tarde que hubiese terminado en un conflicto familiar culmina con estas dos mujeres bailando al ritmo de un tango.
“Utilizaremos un lenguaje subido de tono, pícaro. Se trata de una comedia para adultos, pero eso sí, sin faltarle al respeto a nadie", afirma doña Susana Alexander.
Así que, a partir del sábado 4 de diciembre, a las 6:00 pm, y por 48 horas, todas y todos a los que se les antoje pasar un momento delicioso, lleno de picardía y desparpajo, de risa y de relax, podrán ser espectadores, ¡a la hora que les convenga! De "Las dos alegres consuegras". Entradas en https://las-dos-alegres-consuegras-2.boletia.com/

Follow Us on Social

Most Read