Huejotzingo, 3 de octubre 2022.- Cuando Angélica Alvarado llegó a la cúspide del gobierno local, empezó a implementar programas de aprendizaje para

contrarrestar la violencia y la inseguridad generada por falta de oportunidades de los niños y jóvenes.

La actual presidenta municipal de Huejotzingo, un lugar rodeado de cultura, tradiciones, historia, pero también, de mucha inseguridad en el estado de Puebla en México, cuenta para Noticias ONU que, cuando estudiaba su carrera, no dejaba de pensar en lo que podría hacer para beneficiar a la comunidad en dónde pasó sus días de infancia y adolescencia.

Al empezar su trayectoria profesional, Angélica Alvarado, una joven licenciada en Ciencias de la Comunicación, nunca pensó que terminaría trabajando en el sector educativo a nivel estatal, pero fue ahí precisamente en dónde razonó sobre la importancia de la educación y decidió hacer de ella su bandera. Por eso, resolvió que debía regresar al pueblo que la vio crecer, y aportar sus conocimientos y experiencias a su comunidad.

En 2018, Angélica Alvarado logró obtener la presidencia municipal, y ahí comenzó a implementar lo que había aprendido en los años anteriores: desarrollar el aprendizaje en su municipio para contrarrestar la violencia y la inseguridad generada por falta de oportunidades para los niños, las niñas y los jóvenes.

Gracias al trabajo, los acuerdos, las sinergias, y un sin fin de decisiones y acciones que tomó, los habitantes de Huejotzingo comenzaron a aprender que existen otras formas para generar economía, educación, y seguridad en su territorio.

Follow Us on Social

Most Read