Ciudad de México, 19 de noviembre 2020, - El secretario de Turismo del Gobierno de México, Miguel Torruco Marqués, presidió la Segunda Reunión Ordinaria de la Comisión Interamericana de Turismos (CITUR), de la Organización de los Estados Americanos (OEA), en su calidad de presidente, la cual se llevó a cabo de manera virtual.

 A nombre del presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, el titular de Sectur les expresó a todos los participantes su agradecimiento por haber aceptado formar parte de los grupos de trabajo que se instalaron en la Reunión Extraordinaria de la CITUR el pasado 14 de agosto, los cuales "se han convertido en importantes espacios para sumar esfuerzos y conseguir un mismo objetivo: la pronta reapertura del sector turístico en la región".

Esta Segunda Reunión Ordinaria terminará mañana y se desarrollará en dos jornadas: la primera está enfocada en la labor realizada por las cuatro mesas de trabajo instaladas durante la pasada Sesión Extraordinaria; y la segunda retomará el informe sobre el plan de trabajo de la CITUR 2018-2021.

El secretario Torruco Marqués indicó que, de esta manera, el día de hoy los cuatro grupos de trabajo, encabezados por Chile, Colombia, Costa Rica, Jamaica y México, discutieron y analizaron los desafíos y prioridades que está marcando la nueva realidad:

1. La estandarización de los protocolos bio-sanitarios de viaje y turismo en la región.
2. El desarrollo de una agenda sobre cambio climático y desarrollo sostenible para el turismo en Las Américas.
3. El diseño de una Agenda de Turismo 2050 para Las Américas.
4. El desarrollo de un plan de acción para acelerar la recuperación de las industrias aerocomercial y de cruceros en la etapa post-pandemia.

"Aquí quiero agradecer a los Estados líderes de estas mesas, a través de sus autoridades de Turismo: el subsecretario José Luis Uriarte Campos, de Chile; el viceministro Julián Guerrero Orozco, de Colombia; el ministro Gustavo Segura Sancho, de Costa Rica; y el ministro Edmund Bartlett, de Jamaica, así como a todos los países que se sumaron a esta dinámica de trabajo, por la invaluable labor que llevan a cabo en beneficio del turismo de la región", externó.

Precisó que quedaron registradas sus reflexiones, preocupaciones y esperanzas sobre el futuro turístico del continente y con base en ellas seguirán trabajando conjuntamente para que el turismo continúe como el motor de desarrollo de la región.

Asimismo, a cada una de las mesas de trabajo les pidió que vayan compartiendo su hoja de ruta para la entrega final de sus informes y planes de acción, misma que tendrá que realizarse antes del verano del 2021.

"En los próximos días, el equipo de la Unidad de Asuntos Internacionales de la Secretaría de Turismo del Gobierno de México se pondrá en contacto con sus respectivos enlaces para definir fechas y convocar una reunión a nivel técnico a principios de diciembre", señaló.

El secretario Torruco Marqués añadió que han pasado ocho meses desde que la Organización Mundial de la Salud declaró al Covid-19 como pandemia y, a lo largo de todo este tiempo "los que estamos aquí hemos tenido que atender la emergencia sanitaria, iniciar la reconstrucción de nuestro sector y recuperar la confianza de los viajeros nacionales e internacionales".

Advirtió que el sector turístico sigue muy afectado, daño que se refleja en el último Barómetro del Turismo Mundial de la Organización Mundial del Turismo, que informa que de enero a agosto de 2020 Las Américas registraron una disminución del 65 por ciento en la llegada de turistas.

En julio y agosto se observó una ligera mejoría en la ocupación de la industria hotelera, aunque se sigue registrando una sensible baja en comparación con el año pasado. En septiembre, la ocupación hotelera alcanzó un promedio de 45 por ciento en el continente americano.

Por regiones de salida, América sufrió la caída del noventa por ciento en el flujo de pasajeros internacionales; sin embargo, el Caribe muestra signos alentadores de reactivación, de acuerdo con los datos de las reservaciones aéreas.

Añadió que, por su parte, la Asociación Internacional de Líneas de Cruceros ha anunciado que sus miembros mantendrán la suspensión voluntaria de operaciones de sus embarcaciones en Estados Unidos, por lo menos hasta el 31 de diciembre próximo y aprovecharán lo que resta del año para implementar medidas de seguridad sanitaria, con la orientación de expertos externos en salud pública y los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de la Unión Americana.

"No me resta más que invitarlos a seguir trabajando como equipo para la recuperación económica del sector turístico. A pesar de la difícil situación por la que estamos atravesando, saldremos adelante, unidos como continente. Hagamos de la colaboración internacional nuestra bandera e impulsemos el turismo como estrategia clave de competitividad, desarrollo y crecimiento. Transitemos juntos hacia un turismo económicamente justo, socialmente incluyente y ambientalmente responsable", puntualizó.

Finalmente, agradeció también a la embajadora Luz Elena Baños Rivas, representante permanente de México ante la OEA, y a su equipo de trabajo; a Kim Osborne, secretaria ejecutiva para el Desarrollo Integral de la OEA; al área de Turismo del Departamento de Desarrollo Económico de la Secretaría Ejecutiva para el Desarrollo Integral de la OEA; y a la Secretaría de Relaciones Exteriores, a través de la Dirección General de Organismos y Mecanismos Regionales Americanos, "por su valioso apoyo, sin el cual no sería posible el avance en las tareas de grupo antes mencionadas", dijo.

A su vez, Kim Osborne, secretaria ejecutiva para el Desarrollo Integral (SEDI) de la OEA, sostuvo que las perspectivas en el turismo siguen inciertas. "El Fondo Monetario Internacional proyecta una contracción del 4.4 por ciento de la economía mundial en 2020 y una expansión del 5.2 por ciento para 2021, pero a pesar de estas proyecciones cualquier recuperación del turismo en nuestro continente requerirá de un esfuerzo coordinado de todos nosotros para salir delante de esta crisis como región", aseguró.

Agregó que en medio de esta crisis se tiene la oportunidad de repensar, remodelar y reconstruir a la industria turística, para crear un escenario que permita no solamente crecer, sino también ampliar las oportunidades para todos. "La sostenibilidad, la inclusividad y la competitividad no tienen por qué ser mutuamente excluyentes, sino mutuamente reforzantes", concluyó Osborne.

Follow Us on Social

Most Read