Sin duda cuando te enteras de que traes mal algo en el corazón las cosas se complican en la mente, en el cuerpo y el espíritu. Con el corazón no se juega y por fortuna cuando uno logra ser atendido como en mi caso con un extraordinario médico especialista que un concepto de la medicina diferente tiene el sentido de que busca prevenir y arreglar lo que anda mal y para ello tiene una gran conciencia social y con la verdad y explica ampliamente lo que se debe hacer y de con quién y sus pros y contras, uno puede tener la confianza de que logrará resultados importantes.

BUENO TAL PARECE QUE LOS NUEVOS FUNCIONARIOS O LAS NUEVAS FUNCIONARIAS EN COMERCIO NO CONOCEN DE CIFRAS Y MENOS DE PRECIOS…. PERO YA APRENDERÁN, TOTAL COMO DICE EL DICHO: “ECHANDO A PERDER SE APRENDE”…Y la neta es que para muchos es necesario conocer mucho de los temas que se ven en una secretaría o en algún punto de la administración pública y se olvidan que en los gobiernos

  MI padre era un hombre muy religioso, todos los días después de enviarnos a la escuela y desayunar, antes de ir a su trabajo pasaba a la iglesia a dar gracias, los domingos era obligatorio asistir con él y la familia a la Iglesia de la Profesa , enorme, imponente, para después pasar a desayunar algunas veces a La Blanca aquellos chilaquiles y pan con café con leche que eran deliciosos, al medio día asistíamos en casa o de vez en cuando

HACE UNOS MESES EL PRESIDENTE LÓPEZ OBRADOR ENVIABA UNA COMUNICACIÓN A TODAS LAS DEPENDENCIAS MANIFESTANDO QUE NO SE DIERA NINGÚN CONTRATO A SUS PARIENTES, HIJOS, ESPOSA, PRIMOS, TÍOS ETC. ASÍ LLEGAMOS CON UN ESCÁNDALO CUANDO SE DESCUBRE QUE LA PRIMA Felipa Obrador, tiene muchos contratos con PEMEX y ahora, después de supuestamente le después informado al

Al terminar el Gobierno del presidente José López Portillo, a todos los mexicanos nos caía como un balde de agua aquello de que: “defenderé al peso como un perro. Y ya nos saquearon uy no nos volverán a saquear ”y sobre todo, cuando vimos llorar a Don José, aquel hombre que durante años nos proyectó la imagen de un hombre sano y deportista, lleno de vitalidad y de fuerza, ahí lo vimos derrumbarse.

En realidad no existen adivinos ni lo somos en nuestra persona, de pronto tenemos algún malestar y no atinamos a comprenderlo por lo que vamos al médico y resulta que, al final de cuentas, uno anda bajo de todo y mal de algunos lados, claro que uno se preocupa, se puede incluso angustiar, los lenguajes médicos y los términos no son complejos pero no son entendibles para uno en forma fácil y bueno, te dicen que no hay más que prevenir y que se tiene que poner en manos de otro especialista,